miércoles, 7 de diciembre de 2016

Nuestro 5to intento de Inseminación Artificial con Donante - IAD



5to intento este tiene que ser la buena!

La reforma acabó, tenemos todo organizado y precioso ya, todo limpio al fin.

Decidimos intentarlo la última vez por inseminación artificial.A lo mejor la anterior por todo el estres no funcionó, quizás...

Estamos tranquilas. Super ilusionadas, con todas las fuerzas volcadas en seguir intentandolo y deseosas de que sea el que nos de nuestro tan ansiado positivo.Empiezo a pincharme de nuevo estamos super felices. Llega el dia de la eco y nos dicen que hay un foli de 15 y que ese dia siga con gonal y al dia siguiente el ovitrelle. As siempre a mi lado dándome mimos, apoyándome, emocionandose conmigo, la felicidad que sentimos es inmensa...

Esta vez nos toca con nuestra ginecóloga (ella no siempre puede acudir a las inseminaciones ya que es ginecologa-obstetra y jefa de planta de reproducción asistida) y con nuestra matrona preferida.Las condiciones son perfectas, Esta vez tampoco me deja reposar post inseminación pero como es la especialista confio en ella y me levanto despacio. He leido que en casi toda europa es asi.. no hay reposo. Y los resultados son los mismos.. Nos vamos a casa, es Lunes. Descanso un rato y luego me voy a trabajar.En esta tenemos todas las expectativas puestas, pasan los dias y no siento los típicos cólicos de regla que siempre tengo, tengo 2 mareos en los últimos días de beta, con lo cual me animo y pienso que puede ser un positivo. Me salen dos venas super marcadas en un pecho y me sigo ilusionando pensando que es que si, a todo esto cuando tengo un mínimo síntoma de regla ya me vengo abajo...

A la pobre Astrid la vuelvo medio loca con tanto que ahora segura que es que si. Esto nunca me habia pasado... y al rato que No y no.. pero luego caigo en que estoy con la progesterona y todos esos síntomas pueden estar relacionados con ello...

Llega el dia de la beta y NEGATIVO Estaba casi convencida de que esta era la buena.As a mi lado, acariciandome la cabecita y abrazandome pero yo solo quiero llorar!

Me voy a trabajar y como trabajo con niñas, tengo que tragarme las lágrimas e intentar estar bien.Hablo con As por telefono ya mas tranquila y pensamos que si no ha sido es por que no tenia que ser, no es el momento, el destino nos prepara algo mejor seguro.No podemos caer, ni derrumbarnos.En 2 meses tenemos cita para la FIV. A fines de Enero.Estos dos meses a descansar de tanta hormona, a disfrutar de nosotras como pareja y a seguir disfrutando de la vida que es bella, es única. Y es que todo llega en el momento indicado. Aunque a veces no lo comprendamos... el tiempo se encarga de demostrarnos como si que era mejor fuese entonces y no antes... Hay tiempo... cuando tenga que ser será, mientras tanto a mimarnos, dormir cuanto querramos, disfrutar de amistades, viajes, reuniones, tardes de series y películas.. y de nosotras dos como pareja. Que nos amamos y amamos nuestra vida. Solo deseamos poder comenzar pronto con este hermoso proceso de ser mamás, conseguir un positivo, sentirle y verle crecer y darles toda nuestra vida y felicidad.

Que ganitas de ser mamás... de adentrarnos en esta hermosa experiencia! Pero ya habrá tiempo y llegará el dia.

Ahora a disfrutar de lo que tenemos de momento... que es hermoso y no es poco!

Astrid

::::::::::::::::::::::::::::::

Estos pinchazos son los únicos que me han dolido de todos los tratamientos previos.


Y lo mismo de siempre a las 36 horas la inse, una vez mas.

Se ve todo clarisimo, tiene que ser la buena!!!

Astrid se ocupa de todo, de las comidas, de las limpiezas,

Del perrito, de todo para que yo esté tranquila y después del trabajo no tenga que hacer nada. Más que relajarme y descansar.

Asi que pongo los pies sobre la tierra y freno un poco mi entusiasmo.

Ahi si que me derrumbé...Nos quedamos medio en shock

Me queda menos de media hora para irme a mi trabajo y no puedo ni articular palabra.


Hay que seguir con fuerzas e ilusiones. Lo hemos intentado! Vaya si lo hemos hecho... todo lo que ha estado en nuestras manos...


Sara