viernes, 4 de agosto de 2017

Ya estamos embarazadas... Y Ahora qué??? 😀😀😀

Decir que estamos MUY FELICES, es poco!
El mes de Julio, desde la beta positiva, la re-confirmación del la misma y la primer ecografía de confirmación del embarazo.. fué un cúmulo de acontecimientos tan importantes y deseados.. que a medida se iban dando nos iba reconfortando la idea de el creérnoslo, lo estábamos consiguiendo 😍😍😍😍
Todo iba bien encaminado.. pasito a pasito seguíamos avanzando.

Fué un mes tan lindo, importante y con tantas buenas noticias.. que poquito a poco nos fueron llenando de fuerzas, ilusiones y confianza de que nuestro sueño, de esta etapa y este camino que tanto deseábamos comenzar, hablo había hecho.

Habíamos empezado a transitar el inicio de estos 9 meses de felicidad máxima para quienes tanto desean tener una familia, un hijito esperado y buscado con tanto amor... Estabamos en "La dulce espera" 😍😍😍

En el mes de Marzo le regalé a Sara una agenda de embarazo y soy yo la encargada cada día de escribir en ella el día a día del embarazo, como se siente, como nos sentimos al respecto, cuento de las citas que tenemos, sensaciones, pensamientos, etc.. con mucha ilusión escribo cada día y le pregunto a Sara que sintió ese día para perpetuarlo en la agenda-libro 😍

Una vez adentradas en la maternidad, yo sabía que aquí en Luxemburgo la ley del matrimonio igualitario era muy reciente y a pesar de poder casarnos no éramos las dos reconocidas legalmente como madres de manera directa y automática, sólo se considera "madre" a la biológica, con lo que en mi caso, al no concebirlo, debería solicitar una adopción.

Hasta no tener un embarazo confirmado no me habia preocupado al respecto, pero fué el mes pasado que comencé a formarme con la información y los requisitos y lamentablemente llegué a la conclusión que no era tan fácil o sencillo como yo creía..

Debo contratar a un abogado y solicitar una demanda de adopción ante el Tribunal, y recurrir recién a partir de los tres meses de vida de nuestro bebé. El juicio demoraría sobre 8 meses ó un año en tener la resolución. En teoría al estar casadas no debería haber inconvenientes pero se basan también en las leyes del país de origen del demandante, en este caso mio, Argentina..

Para no tener problemas al respecto, decidí tomar cursos para sacarme la nacionalidad luxemburguesa en caso me pusiesen inconvenientes con la nacionalidad Argentina y si leyes quizás incompatibles.

Informándome en detalle en todo a lo que leyes y derechos respecta, di con que en el Reino de Bélgica, de nacer allí el bebé, ambas dos éramos reconocidas como sus madres y de esta manera nos olvidariamos de juicios y abogados y tanto tiempo para que mis derechos se me reconozcan.

Hablé con la seguridad social para solicitar requisitos de cobertura en el extranjero, hablé con registro civil para solicitar tanto allí, como aquí como proceder luego para inscribirlo.. en fin. Todo apuntaba a que la mejor opción y más práctica era la de cruzar la frontera e ir a dar a luz al país vecino.. a 30 km de nuestra casa en donde yace el hospital Belga más próximo.. y nuestros derechos y reconocimientos como una familia natural y homoparental, sin juicios administrativos, sin tiempo a perder, para que nos reconozcan como una familia con dos madres, sin distinción, desde el momento uno de nacido nuestro bebé.

Era una opción muy interesante y práctica.. pero nos daba miedo el cambiar todo, estabamos muy contentas con este hospital, nuestros médicos y el personal.. que la idea de cambiarlo e irnos a otro país por más que sea sólo a 15 km de distancia de nuestro hospital de aquí.. estábamos confundidas. Queríamos dar a luz aquí con los derechos de allá..

Este hospital nos da confianza y confort.. Sara consideraba nuestros derechos como mucho tardarían un poco pero llegarían algún día y la seguridad no tenía precio...

Yo estaba más a la idea de que de alli volvíamos los tres con nuestra acta de nacimiento con ambos apellidos, hijo de las dos... y sin problemas ó pensar en juicios en un futuro... así que decidimos darle la oportunidad al hospital belga, ir a hacer unas consultas también allí y más adelante, decidir en donde dar a luz...

Lo más importante es que Sara se sienta cómoda, tranquila y en confianza. Así que antes de decir me gusta esto por que lo conozco y es excelente.. iremos también a ver allí al otro lado de la frontera para hacer unas consultas y quien no te dice nos gusta tanto como éste...

No queremos preocuparnos, sólo ocuparnos. No queremos estresarnos, sólo disfrutar de esta hermosa etapa que estamos viviendo y que nada ni nadie opaque esta felicidad... más adelante... ya que queda aún un largo camino, decidiremos lo que mejor consideremos para nuestra familia, para nosotros tres 😍😍😍